Historia

La historia de Bobby Jones, el mejor amateur de todos los tiempos

Cuando hablamos de Bobby Jones, jugador estadounidense nacido un 17 de marzo de 1902 en Atlanta (Georgia) en una familia acomodada, lo primero que debemos de hacer es quitarnos el sombrero, ya que estamos hablando de uno de los mejores jugadores de golf de todos los tiempos y el mejor amateur de la historia. Además fue uno de los fundadores y ayudó a diseñar en Augusta (Georgia) uno de los campos con más prestigio del mundo, el Augusta National, que se inauguró en 1933.

Como saben Robert Tyre Jones Jr. nunca se hizo profesional, ya que consideraba al golf como un placer y no como una profesión, sin lugar a dudas debió de influir la época en la que nació y las circunstancias personales que rodeaban al jugador. Sin embargo, no debemos de depreciar su entereza a la hora de entender el deporte no como un negocio, sino como un goce.

También hemos de tener en cuenta que Jones, que nunca recibió lecciones de golf, compaginaba el mismo con su trabajo, era abogado. Y por tanto sólo se dedicaba al máximo nivel durante tres meses al año, para llegar preparado para afrontar los majors, que como ahora se disputaban en los meses de verano.

El mejor amateur de todos los tiempos ganó su primer torneo con seis años en el East Lake Country Club, club que estaba al lado de su casa. Demostrando desde los inicios que ese escuálido chaval, tardó algunos años en comer alimentos sólidos, estaba destinado a triunfar en este deporte. Algo que se vio ratificado al ser a la edad de 14 años el más joven en jugar US Amateur, donde llegó a los cuartos de finales.

Hay que añadir que, como la gran mayoría de estrellas, Bobby Jones era muy autoexigente consigo mismo y siempre intentaba alcanzar la perfección. Se dice que en algunos torneos llegaba a perder varios kilogramos por culpa del estrés, algo que se ve reflejado en la película: Bobby Jones, la carrera de un genio. También en este filme se puede ver como Jones levantó la bola en el Open Championship de 1921 con 19 años, retirándose del torneo. Y es que su mal temperamento era una de sus flaquezas, algo que puro depurar con el paso de los años.

Sin embargo o gracias a ello, a partir de ese momento llegaría su edad dorada cuando tenía entre 23 y 28 años. Fue en esa etapa cuando los éxitos, sus 13 grandes, empezaron a engalanar el salón de su casa. En concreto ganó:

  • Cuatro U.S. Open: 1923, 1926, 1929 y 1930
  • Tres Open Championship: 1926, 1927 y 1930
  • Cinco U.S. Amateur: 1924, 1925, 1927, 1928 y 1930
  • Un Amateur Championship: 1930

Una vez se convirtió en el primero y el único hasta el momento en hacer el Grand Slam decidió que ya era hora de retirarse y dedicar tiempo a su familia y a su profesión. A partir de ese momento tan solo jugaba su propio torneo, el Masters de Augusta. Tampoco hubiera podido jugar el PGA Championship al ser amateur.

Pero que se retirase de participar en los torneos no significó ni mucho menos que se apártese del golf, ¿qué sentido hubiera tenido?. De hecho continuó ligado a su pasión, ya fuese introduciendo innovaciones, como fue la aprobación de un juego de palos con varilla de acero después de probar 200 modelos al asesorar a Spalding, o haciendo que cada palo se identificase por su numeración en vez de por los antiguos nombre escoceses.

Finalmente, el que fuese capitán del ejercito estadounidense en la Segunda Guerra Mundial participando en el desembarco de Normandía, padeció una extraña enfermedad que en primer lugar le produjo fuertes dolores en la espalda, para más tarde acabar postrado en una silla de ruedas. Murió el 18 de diciembre de 1971 a la edad de 69 años tres días después de convertirse al catolicismo.

Send this to a friend